El organismo tendrá que referirse a una eventual reducción desde los actuales 500 KW a 300 KW. Esto, luego que organizaciones agrupadas en la Convergencia Nacional de Gremios Pymes y Cooperativas de Chile pidiera a la cartera ejercer la facultad descrita en la Ley General de Servicios Eléctricos.

Por: Karen Peña | Publicado: Miércoles 13 de diciembre de 2023 a las 16:44 hrs.

Lo que algunos esperaban desde hace tiempo, y que tuvo su punto máximo de debate en medio de las alzas en las cuentas de la luz, se concretó.

Este miércoles el Ministerio de Energía envió un escrito al Tribunal de Defensa de la Libre Competencia (TDLC) para que se pronuncie respecto de la factibilidad de rebajar a 300 KW el límite para que empresas opten por el régimen de cliente libre y negociar de menta individual el precio de la energía eléctrica. Esto es visto como un paso relevante, ya que en caso se concretarse se tendría la capacidad -por ejemplo- de elegir sus proveedores eléctricos y optar por mejores tarifas.

La Ley General de Servicios Eléctricos (LGSE) señala que cuando la potencia conectada del usuario final sea superior a 500 KW, dicho cliente podrá optar por permanecer en el régimen de tarifa regulada o de precio libre, por un período mínimo de cuatro años. La normativa agrega que el Ministerio de Energía podrá rebajar el límite de 500 KW establecido en la legislación, previo informe del TDLC, acción que fue solicitada recientemente por organizaciones agrupadas en la Convergencia Nacional de Pymes, mediante una carta enviada al ministro de la cartera, Diego Pardow.

Precisamente, de acuerdo al escrito de tres páginas enviado al TDLC al que tuvo acceso DF, la cartera señala que esta solicitud fue planteada el 29 de noviembre por la organización Convergencia Nacional de Gremios de Pymes y Cooperativas de Chile, “Convergencia Pymes”, a través de una carta dirigida al Ministerio en la cual se formaliza la propuesta consistente en la modificación del límite de potencia conectada establecido en la Ley para que un cliente pueda optar a la categoría de cliente libre, de 500 KW a 300 KW.

De acuerdo con lo expuesto en dicha misiva, se añade en el escrito al TDLC, el objetivo de esta solicitud es contar con la opción de negociar directamente sus tarifas eléctricas, pudiendo hacer frente a alzas que han debido enfrentar en el último tiempo.

“Tal como expresan en la carta, las organizaciones que conforman Convergencia Pymes corresponden, mayoritariamente, a entidades productivas pequeñas y medianas, intensivas en el uso de energía, pero que no logran cumplir con el nivel de potencia conectada actualmente exigido por la LGSE para tener el derecho a optar al régimen de clientes libres. Al estar calificados como clientes regulados, y no reconocerse su carácter productivo, estarían expuestos a alzas y cargos de la tarifa eléctrica que perjudican su situación financiera en su calidad de pequeñas y medianas empresas”, se plantea en el documento al organismo.

Asimismo, se indica en el documento al Tribunal que la solicitud de rebaja del umbral de potencia para optar a la categoría de clientes libres por parte de asociaciones gremiales de pequeñas y medianas empresas también fue levantada ante el Ministerio de Economía, Fomento y Turismo, “situación que nos fue informada mediante oficio de dicha repartición, con fecha 28 de septiembre de 2023” . “Dicha comunicación señala que, la medida propuesta por estas asociaciones las habilitaría, en particular a las empresas de mayor consumo, a ingresar a un mercado que les permitiría acceder a tarifas eléctricas más convenientes”, se señala.
En un comunicado, el ministro Pardow afirmó que con el envío de este oficio “se concreta un compromiso asumido con organizaciones de pymes, siguiendo los conductos regulares que exige la actual legislación eléctrica. El TDLC es una entidad autónoma y estoy seguro de que la decisión que adopte considerará toda la evidencia técnica existente”.

Reacciones

Para Sebastián Novoa, presidente de la Asociación chilena de comercializadores de energía (ACEN), lo anunciado “implica un gran paso para las pymes de nuestro país que podrán, a partir de la implementación del resultado del análisis solicitado al TDLC, acceder a mejores precios, energías renovables y, por sobre todo, a tomar control sobre sus presupuestos de energía tornándolos más previsibles”. “Con esta medida el Ministerio pasa a poner a los usuarios finales en el centro”, recalca.

Según sus cálculos, el universo aproximado de clientes entre 500 KW y 300KW corresponde a unos 52mil pymes, las cuales podrán mitigar las alzas a las cuentas de luz mediante el cambio de régimen.

“Para comercializadores y gestores en primera instancia nos queda apoyar a los beneficiarios de esta oportunidad para que esta se concrete. Cuando ocurra estaremos disponibles para apoyar al sector eléctrico a sacar lo mejor de sí, en beneficio de las pymes y del país, en la búsqueda de mayor eficiencia y productividad que nos permita a todos crear mayores oportunidades para las personas en sintonía con la transición energética”, añadió.